Crema Catalana Light

  • Crema Catalana

  • Crema Catalana
    con Naranja

  • Crema Catalana
    con Calabaza

  • Crema Catalana
    con Melón

  • Crema Catalana
    con Fresas


  • "Crema Catalana Light"

    Receta de Crema Catalana Light


    Si quieres disfrutar de este estupendo postre pero no lo haces por su elevado número de calorías, te indicamos como preparar una interesante crema catalana light, muy rica y sabrosa pero con muchas menos calorías que la receta original.

    Ingredientes:

    - 500 ml de leche desnatada
    - 50 gramos de maicena
    - 25 gramos de sacarina en polvo
    - 4 yemas de huevo
    - Piel de un limón
    - Piel de una naranja
    - Una rama de canela (Opcional)




    Preparación:

    Vamos a hacer una crema catalana light, para lo que emplearemos unos ingredientes que aporten menos calorías que los tradicionales, pero intentando mantener el buen sabor de una crema catalana clásica. Aquí os detallamos los pasos a seguir para hacerla en casa.

    Primero vamos a separar las yemas de los claras de los huevos, para usar únicamente las yemas en la elaboración, mientras que las claras las podemos reservar para usarlas en otras recetas. Por otro lado vamos a lavar bien un limón y una naranja, y les vamos a quitar la piel con la ayuda de un cuchillo bien afilado. Intenta no cortar la parte blanca que amarga, sino cortar únicamente la piel.

    Vamos a batir con unas varillas las yemas de los huevos junto a la sacarina en polvo y un chorrito de leche, hasta que se forme una mezcla cremosa. Mientras tanto colocamos en cacito con el resto de la leche a calentar a fuego suave, junto a la piel de la naranja y del limón, y si quieres darle un toque de más sabor, añade una rama de canela. Cuando la leche comience a hervir, baja la intensidad del fuego y retira las pieles y la canela. En ese cazo vamos a echar la mezcla de las yemas de huevo y removeremos hasta que vaya espesando la mezcla y quede con la textura adecuada, momento en el que retiramos el cazo del fuego y dejamos reposar unos minutos.


    Cuando se haya templado un poco, rellenamos los recipientes con la misma y después espolvoreamos un poco de azúcar por encima, que quemaremos para caramelizar con un quemador de cocina. Metemos los recipientes con la crema catalana light en el frigorífico para que se terminen de cuajar bien y de enfriar, y los serviremos siempre bien fríos. Esperamos que os resulte de utilidad esta estupenda receta.